martes, 12 de diciembre de 2017

VULK '18

La radiación UV, ya sea que provenga de la luz solar natural o de rayos artificiales en espacios cerrados, puede dañar los tejidos de la superficie del ojo, como así también la cornea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario